Comprar una Cama Articulada Eléctrica para Personas Mayores

cama-articulada-electrica-Beneficios-al-comprar-una
[Total:1    Promedio:5/5]

Ayuda para acostarse en la cama para las personas mayores

A medida que envejecemos, perdemos flexibilidad, fuerza muscular y equilibrio. También podemos lidiar con articulaciones dolorosas y una variedad de condiciones de salud, desde el Parkinson hasta la demencia. Todas estas cosas pueden hacer que acostarse o levantarse de la cama sea más difícil y peligroso. La buena noticia es que si usted es capaz de identificar la mejor altura de la cama para las personas de la tercera edad, este tipo de desafíos por lo general se pueden superar.

Altura ideal de la camas articuladas para personas mayores

No hay soluciones únicas para la altura de la cama porque las limitaciones de altura y movilidad deben informar su decisión. Pero una cifra aproximada de la altura segura de la cama es entre 45 y 58 cm”; aproximadamente la misma altura que una silla. Por supuesto, estas cifras son siempre relativas al individuo. Por lo tanto, hay un par de pautas que puede utilizar para limitar su elección.

Mientras está parado en el piso sin zapatos, usted generalmente quiere que la cama esté aproximadamente 5cm más alta que el nivel de la rodilla. Del mismo modo, mientras está sentado en el borde de la cama, se le debe permitir a sus pies descansar de manera plana contra el piso. Y en esa posición, sus rodillas deben compartir la alineación con sus caderas. Esta altura de la cama permite que la persona se incline suavemente hacia adelante para entrar en la posición de pie. Si las rodillas de una persona están por encima de las caderas, eso indica que la cama está demasiado baja. Como resultado, es más difícil levantarse de la cama.

Afortunadamente, subir o bajar las camas suele ser un asunto sencillo. Para levantar la cama, es posible encontrar bloques de madera de bajo costo en una variedad de tamaños. Para crear una altura de cama más baja para las personas de edad avanzada, puede intentar quitar los marcos de las camas, las ruedas, los cubrecolchones o los somieres. Recuerde, bajar la altura de la cama puede hacer que entrar sea más fácil, pero salir más difícil.
Como tal, es importante probar que los seres queridos pueden hacer ambas cosas después de hacer cualquier ajuste de altura.

Existen camas articuladas eléctricas regulables en altura, que nos permitirán ajustar la altura de la cama según las necesidades, simlemente apretanto un botón.

Cómo sacar a una persona mayor de la cama

Meter o levantar a alguien de la cama puede ser muy peligroso para todos los involucrados. Levantar o mover a alguien de manera inadecuada puede causar dislocación o fractura de huesos, daño a la piel, trauma muscular y problemas de salud similares.

Aprender a ayudar a los ancianos a meterse en la cama se trata en gran medida de comprender cuánto apoyo necesita una persona y si tiene alguna herida o necesidades físicas especiales. Asumiendo que no lo hagan, una transferencia de cama es usualmente simple. Con las rodillas dobladas, mantenga el cuerpo en línea recta mientras ayuda a levantar el peso de alguien. Evite los movimientos bruscos, ya que pueden provocar caídas y lesiones.

Más allá de eso, también hay varias herramientas para hacer el trabajo más fácil, como una tabla de deslizamiento o un cinturón para caminar. Del mismo modo, hay varias ayudas de cama que pueden hacer que salir de la cama para los ancianos un poco más fácil. Por ejemplo, las barandillas de la cama son esencialmente asas que se pueden sujetar a los lados de la cama, lo que permite a las personas de la tercera edad tener un apoyo adicional al entrar o salir de la cama.

Dependiendo de las limitaciones físicas de la persona, es posible que también quiera usar un elevador de piernas, un poste de transferencia o un bastón plegable. Este tipo de dispositivos pueden ayudar a una persona a apoyar sus extremidades más débiles con las más fuertes. De esta manera, las personas con fuerza débil en la parte superior del cuerpo pueden compensarla con su fuerza en la parte inferior del cuerpo, o viceversa.

Ayuda para meterse en la cama para las personas mayores

Meterse o levantarse de la cama puede ser un reto para muchos. Pero con un poco de ayuda, la inestabilidad y la debilidad no tienen que obstaculizar la seguridad o la independencia. Sólo recuerde probar cualquier cambio que haga en la altura de la cama, ya que entrar y salir de la cama plantea diferentes exigencias a las diferentes partes del cuerpo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *